El liderazgo efectivo es aquel que es capaz de estructurar y propiciar las relaciones y actividades de la unidad de trabajo facilitando a los miembros del equipo qué se necesita hacer y cómo hacerlo, mejorando su desarrollo y motivación para lograr los objetivos.

El puesto de supervisor es tan exigente que la alta gerencia tiende a buscar super individuos para llenarlo. La mayoría de las empresas determina criterios conforme a los cuales deben ser juzgados los candidatos a líderes. A continuación se presentan algunas de las cualidades más buscadas:

– Energía y buena salud.

– Potencial para el liderazgo.

– Capacidad para desarrollar buenas relaciones personales.

– Conocimiento del trabajo y competencia técnica.

– Capacidad para mantener el ritmo del trabajo.

– Capacidad de enseñanza.

– Habilidad para resolver problemas.

– Autocontrol en situaciones de presión.

– Dedicación y confiabilidad.

– Actitud positiva hacia la administración.

Las claves para lograr un desarrollo de liderazgo son:

1.- Piense en logros.

2.- Actúe inmediatamente.

3.- Cree y aproveche oportunidades.

4.- Realice seguimiento.

5.- Pregúntese: ¿En qué puedo mejorar?

6.- Pregúntese: ¿A quién puedo aportar valor?

7.- Conviértase en un experto.

8.- Cree y mantenga su entusiasmo.

9.- Hágase responsable.

10.- No pierda de vista la visión de proyectos a corto, mediano y largo plazo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *